Argentina


Tratamiento con Hormona de Crecimiento

¿Qué es la hormona de crecimiento?

La hormona de crecimiento es una proteína producida por la glándula hipófisis situada en la cara anterior del cerebro. Circula en el torrente sanguíneo y tiene efectos en todo el organismo. En ocasiones es llamada somatotropina o somatotrofina. La hormona de crecimiento utilizada para el tratamiento se denomina somatropina.

La hormona de crecimiento es producida durante toda la vida de una persona. Como su nombre lo indica, es necesaria para que el niño alcance la talla adulta normal, pero también es importante para la regulación del metabolismo, tanto en niños como en adultos. La producción escasa puede ser secundaria a un trastorno genético o a un defecto en la glándula hipófisis (por ejemplo, si ésta es dañada durante el tratamiento de un tumor cerebral). No obstante, en general desconocemos la causa de la deficiencia de hormona de crecimiento en un individuo.

La hormona de crecimiento utilizada para el tratamiento tiene una estructura idéntica a la producida naturalmente por el ser humano y produce exactamente los mismos efectos. Debido a que la hormona de crecimiento es una proteína, sería digerida en el estómago si fuera ingerida en un comprimido, como sucede con los alimentos. Por esta razón, no tendría ningún efecto terapéutico. Para que sea activa, debe ser administrada por medio de una inyección, evitando los problemas de la digestión.

Los niños y adultos sanos producen hormona de crecimiento en pulsos diurnos y nocturnos, observándose el más importante al comienzo de la noche. Para imitar a la naturaleza de la mejor manera posible, el tratamiento con hormona del crecimiento habitualmente se administra como una única inyección diaria, inmediatamente antes de acostarse. No obstante, usted deberá cumplir las indicaciones de su médico acerca de las horas de administración.